sábado, 12 de febrero de 2011

De gala...



No tengo ganas de nada,
quiero quedarme y dormir
y buscar entre las sábanas
por si te encuentro ahí y
vuelvo a caer de nuevo
en un paraíso onírico
persiguiendo los deseos
que siempre traes contigo.

Comienzo a ver un futuro,
un porvenir que no sueño
pero a la vez encanta,
me seduce lo que veo.
Entonces surges delante,
eres tú, engalanada.
Estás preciosa, te miro...
no puedo dejar de mirarte.

Por favor, no hagas preguntas,
porque te daré respuestas
y escaparás de mis brazos
dejando mi alma en pena.
Regresaré a la vida,
no querré despertar,
el resto del día querré
volver a dormir y soñar.

1 comentario:

belce dijo...

Me gusta =) saludos!